ACTUALIDAD

ALTSASU: Cronología de un despropósito

Hace tan solo unos días nos enterábamos de que el nieto de Francisco Franco ha sido absuelto tras conducir en dirección contraria sin luces, saltarse un control de la Guardia Civil, escapar 30 kilómetros, encañonar a los agentes con una escopeta y embestirlos con un todoterreno lesionando a uno de ellos. Mientras, unos jóvenes vascos llevan 1059 días en la cárcel y se enfrentan a penas de prisión de entre 2 y 13 años por una trifulca en un bar sin lesionados graves. Dos casos que evidencian las diferentes varas de medir la justicia en el Estado español según el lugar de procedencia, la ideología o la familia de la que provengas.  

El caso Altsasu se ha convertido sin duda en uno de los mayores disparates judiciales de los últimos tiempos. Aunque no es el único. Estas son las condenas que el Tribunal Supremo ha anunciado hoy mismo:

  • Ohian Arnanz Ciordia (de 13 a 9 años y medio): 9 años y medio de prisión por un delito de atentado a agentes de la autoridad en concurso ideal con un delito de lesiones (2 años y medio); tres delitos de lesiones con concurrencia de la agravante de abuso de superioridad (2 años por cada uno); y delito de desórdenes públicos (1 año). La Audiencia Nacional le condenó a 13 años. 
  • Jokin Unamuno Goicoetxea y Adur Ramírez de Alda Pozueta (de 12 a 8 años y medio): 8 años y medio de prisión para cada uno por un delito de atentado a agentes de la autoridad en concurso ideal con un delito de lesiones (2 años y medio); y tres delitos de lesiones con agravante de abuso de superioridad (2 años por cada uno). Los dos fueron condenados por la Audiencia a 12 años de prisión.
  • Jon Ander Cob Amilibia y Julen Goicoechea Larraza (de 9 a 7 años y medio): 7 años y medio de prisión para cada uno por un delito de atentado a agentes de la autoridad (2 años y medio) y tres delitos de lesiones con la agravante de abuso de superioridad (1 año y 8 meses por cada delito). Venían condenados por la Audiencia a un total de 9 años de prisión cada uno.
  • Aratz Urrizola Ortigosa (de 9 años a 4 años y 2 meses): 4 años y 2 meses de prisión por un delito de atentado a los agentes de la autoridad en concurso ideal con un delito de lesiones (2 años y 6 meses) y un delito de lesiones con la agravante de abuso de superioridad (1 año y 8 meses). La Audiencia le condenó a 9 años.
  • Iñaki Abad Olea (de 6 años a 3 años y 6 meses): 3 años y 6 meses de prisión por un delito de atentado a agentes de la autoridad en concurso ideal con un delito de lesiones (2 años y medio) y desórdenes públicos (1 año). La Sala de Apelación de la Audiencia le condenó a 6 años.
  • Ainara Urquijo Goicoetxea (de 2 años a 1 año y 6 meses): 1 año y 6 meses de prisión por delitos de desórdenes públicos (1 año) y amenazas (6 meses). Fue condenada por la Audiencia a 2 años de prisión.
ALTSASU: Cronología de un despropósito