Navalny sale de la cárcel y se enfrenta un nuevo caso penal

Navalny sale de la cárcel y se enfrenta un nuevo caso penal
Alexéi Navalny, líder de la oposición rusa, ha salido de prisión tras 50 días en la cárcel por dos condenas consecutivas. Navalny está acusado de organizar protestas no autorizadas. Hace unas horas ha publicado en su página web y en Twitter que le espera otro caso penal abierto, pero eso tampoco le frenará. Alexéi Anatólievich Navalny (Odintsovo, Óblast de Moscú,1976) es un político y abogado ruso, que en los últimos años ha ganado popularidad entre los blogueros e internautas de Rusia, así como en sus medios de comunicación, debido a su militancia social. Fundador del Fondo contra corrupción con el objetivo de la lucha. En las elecciones a alcalde de Moscú en 2013 recibió 27,24% votos. Utiliza su popular blog para organizar peticiones a gran escala de los ciudadanos frente a lo que el considera problemas de Rusia, principalmente relacionados con la corrupción, de acuerdo con las leyes de la propia Federación Rusa, que parecen ser ampliamente ignoradas por los funcionarios, las autoridades y las empresas controladas por el Estado. El líder opositor ruso ha sido puesto en libertad este domingo, 14 de octubre. Alexey Navalny fue detenido el 24 de septiembre pasado en el mismo momento en que salía de la misma cárcel y ponía el pie en la calle. Encadenó una segunda condena de 20 dias tras haber cumplido treinta días por organizar una manifestación que el gobierno ruso no autorizó. "Creo que durante estos 50 días mientras estuve en la cárcel, hemos visto muchas pruebas de que este régimen finalmente ha degenerado -explicó a los periodistas que le esperaban- desde fallos en el espionaje exterior hasta fallos en la industria aereoespacial. Si alguien piensa que estas detenciones, que por supuesto son desagradables, puede intimidarnos o detenernos, no es así. Gracias a todos, ahora tengo muchas, muchas ganas de volver a casa". Navalny encabeza el frente opositor antiputin con denuncias contra la corrupción del Kremlin. En su última detención la juez Elena Armyashina le dio 30 minutos para buscar abogado. Finalmente tuvo que defendersea sí mismo, dado que el tribunal rechazó su petición de aplazamiento. Sin embargo, su último arresto parece un eslabón más en la interminable cadena de acusaciones. "Ayer, el primer día después del arresto de 50 días, lo pasé con la familia", escribe Navalny en su página web hace unas horas. "Hoy por la mañana, un investigador del Ministerio del Interior ha llamado a mi abogado y ha dicho que hoy mismo "debo comparecer y participar en un acto de  investigación. ¿Qué tipo de acto? Incriminación en un caso penal". El opositor explica que en 2016 fue acusado de difamación del ex oficial del Ministerio de Asuntos Interiores, Karpov. El caso fue olvidado pero hoy lo "han sacado del baúl". "Hoy me convertiré oficialmente en "acusado en virtud del artículo", afirma Navalny. Sin embargo, el líder de la oposición declara que "de todos modos, este alboroto no afectará nuestras actividades". "El Fondo contra corrupción" y las sedes siguen funcionando", subraya Navalny. Fuentes: Euronews, La Sexta, Twitter, Navalny.com
Comentarios