Un niño de 12 años hace una rave en el baño de su colegio y le confiscan el equipo

Cael Bell, un precoz DJ de 12 años, decidió que el viernes anterior a finalizar las clases era un momento excelente para organizar una buena fiesta. Invitó por Snapchat a una selecta lista de amigos e instaló su equipo en el baño de la escuela Católica de St. Anthony en Manchester. Había incluso chocolatinas y bebidas energéticas. Sin embargo, la rave solo duró media hora, el tiempo necesario para que el personal de la escuela se diera cuenta del evento y confiscara el equipo de Cael. Sin embargo, el DJ británico Charlie Sloth se ha ofrecido a comprarle un nuevo equipo a Cael para que pueda seguir haciendo sus raves. 

 

 

CaellBellDJ
Cael al llegar a casa después de que su rave fuese cancelada y su equipo confiscado. Foto de Facebook de la madre de Cael, Louise Bell.
Un niño de 12 años hace una rave en el baño de su colegio y le confiscan el equipo

Louise Bell, la madre de Cael, contó en Facebook que todo comenzó hace dos semanas, cuando su hijo anunció por Snapchat que invitaba a "todos los chicos de octavo año" del St. Antony's Catholic College de Mánchester a una fiesta improvisada en el baño. Según cuenta la mamá del precoz productor, el altavoz y las luces que había instalado fueron decomisadas, pero ella decidió no castigarlo al llegar a casa. En cambio, en su post aclara: "¿Me equivoco al encontrar esto divertido?".

Cael Bell
Cael Bell

Horas más tarde, Louise declaró en The Mirrror:

"Tuve que reír. Ha sido un año terrible y no podía estar enojada con mi hijo por tratar de difundir un poco de alegría. Cuando recibí la llamada, estaba perfectamente. Cael se había levantado, vestido y estaba listo para irse a la escuela temprano esa mañana, lo cual era inédito en nuestra casa. Tenía la sonrisa más grande en su rostro, así que sabía que escondía algo".

También es un tanto gracioso el hecho de que él le haya confesado sus planes a su madre, pero ella no le haya creído: "Le pregunté por qué estaba tan contento y me dijo que estaban haciendo un rave en la escuela. No pensé en eso, no creí ni por un minuto que hubiera algo de verdad en eso. Pero cuando me enteré de lo que había hecho Cael, desde anunciar el rave en Snapchat hasta llevarlo a cabo e incluso ofrecer refrescos, no pude evitar verle el lado divertido".

Fuente: mirror.co.uk

Comentarios