Imprimir

COLOMBINE: cómo borrar de la historia a una librepensadora

Vanesa Ramos | 10 de abril de 2019

Se considera la primera periodista mujer profesional de España y también la primera corresponsal de guerra femenina del país

Carmen de Burgos y Seguí nació en Almería en 1867 y fue una periodista comprometida y gran defensora de la igualdad y los derechos de la mujer durante las dos primeras décadas del siglo XX. Escribía una columna en “El Diario Universal” bajo el pseudónimo de Colombine y fue una figura importante en el movimiento universal del feminismoSe considera la primera periodista mujer profesional de España y también la primera corresponsal de guerra femenina del país. No solo fue periodista y activista, sino que Colombine también fue traductora y escritora de libros. Escribió más de 100 novelas, ensayos y traducciones y sus artículos en prensa rondaron la cifra de los 10.000. Se relacionó con grandes de la época como Galdós, Gregorio Marañón , Juan Ramón Jiménez o su pareja, el escritor Ramón Gómez de la Serna, entre muchos otros, con los que compartía la preocupación por el futuro del país. Tenía todas las papeletas para convertirse en una gran figura como lo fueron los hombres con los que se codeaba, aunque a pesar de sus logros, su nombre es casi desconocido en el mundo del periodismo y su figura, obra y legado fueron borrados tras la Segunda República, pero ¿por qué?   Carmen de Burgos, Colombine. (INFOLIBRE)   

¿Por qué fue Colombine borrada de la historia?

La respuesta es muy fácil: representaba todo lo contrario al régimen franquista. Desde que empezó a escribir en su columna “Lecturas para mujeres” en “El Diario Universal”, dejó claro cuales eran sus convicciones.  Quería modernizar a la sociedad española, haciéndola más plural y para ello utilizó sus artículos, a través de los cuales difundía su manera de pensar.  Se dedicó a denunciar las precariedades laborales y la pena de muerte y sobre todo a hacer campaña para lograr el voto femenino y reclamar los derechos de las mujeres. Aunque no solo a través de sus artículos quiso dejar claro su pensamiento, sino que también utilizaba sus obras literarias para mostrar sus ideales de progreso. Colombine también quiso dejar claro su pensamiento liberal y moderno a través de sus obras literarias  

Tras el comienzo de la Segunda República en 1931, se afilió al Partido Republicano Radical Socialista y pasó a ser la representante de la Cruzada de Mujeres Españolas. Pero la muerte la sorprendió poco después, con 64 años, mientras participaba en una mesa redonda sobre educación sexual en el Círculo Radical Socialista. El legado que había dejado tras su muerte fue enorme, pero con la llegada del franquismo se borró todo rastro de ella. Sus artículos y obras, con un marcado acento moderno y revolucionario de mujer libre, suponían una ofensa para el régimen, que promulgaba todo lo contrario a lo que ella decía en sus escritos. Por ese motivo, Gobierno e Iglesia mandaron eliminar todos sus trabajos argumentando que promovían unos valores escandalosos y peligrosos. Aún así, y tras su muerte, Colombine siguió siendo pionera como ya había sido en muchas otras cosas antes y fue también la primera mujer que apareció en las listas de los autores prohibidos por el régimen franquista. Colombine siempre fue pionera en muchas cosas. Fue la primera mujer corresponsal de guerra en España. En la foto está rodeada de oficiales y soldados de artillería.(GOÑI)  

¿Cómo se ha recuperado su legado?

Hace ya varios años que la profesora jubilada Concepción Núñez Rey empezó a investigar sobre la vida y obras de Colombine y ha conseguido reunir en dos libros más de 350 artículos de prensa de la periodista.  La publicación titulada “Carmen de Burgos, Colombine. Periodista universal” e impulsada por el Centro Andaluz de las Letras de la Consejería de Cultura de la Junta de Andalucía, consta de dos volúmenes en los que se recoge la labor periodística de la autora tanto en prensa nacional como en la extranjera. Son más de 1.400 páginas y 41 capítulos en los que aparecen los textos de Colombine ordenados por temática y de manera cronológica. Los artículos que aparecen en la publicación fueron seleccionados de entre casi unos 2.000 textos de la periodista y son todos de la segunda etapa de su vida, cuando se trasladó a vivir a Madrid en 1901 y sobre todo de cuando empieza a trabajar como columnista en "El Diario Universal". Como cuenta la propia Concepción Núñez, el objetivo de esta publicación es “sacar a la luz, desenterrar e intentar reparar el olvido al que se sometió a la figura y al trabajo de De Burgos”.  Su interés por conocer más a fondo la vida y la obra de la periodista se remonta a 1975, cuando empezó a preparar su tesis doctoral sobre Colombine, que no publicó hasta 1992.  Después, en el año 2005 editó su biografía y más tarde pasó horas y horas buscando en las hemerotecas para poder localizar y reunir los artículos más relevantes de la escritora. Parece que por el momento el trabajo de Núñez no ha terminado, porque según ella, todavía queda mucho material escrito de Colombine por sacar a la luz, como por ejemplo sus cartas. Carmen de Burgos, Colombine. Periodista Universal. (CONCEPCIÓN NÚÑEZ REY) 

A pesar de que su legado fue borrado en la época del franquismo, parece que poco a poco la figura de Colombine va ocupando el puesto que le fue robado. En este sentido, no solo Concepción Núñez ha querido recuperar sus escritos para mostrar a todos su existencia e importancia, algunos como el Colectivo Colombine han representado la vida de la periodista en una obra musical titulada “Sueños de Carmen de Burgos” Aunque está claro que todavía queda mucho por hacer para que Carmen de Burgos, Colombine, sea reconocida de la forma en la que se lo merece.

Puede ver este artículo en la siguitente dirección /articulo/cultura/colombine-borrar-historia-librepensadora/20190410123051014012.html


© 2021 Eulixe

@Eulixe.com - El primer medio de infoentretenimiento en español