Muere por coronavirus el obispo que dijo que la pandemia es un "signo de Dios"

Don Henrique Soares da Costa, obispo de Palmares (Brasil), ha fallecido este pasado sábado en el Hospital São José, en Recife, donde estuvo hospitalizado desde el 4 de julio en la UCI. En un vídeo de hace tan solo unos meses aseguraba que el coronavirus es "un signo de Dios" y que "la ciencia siempre es precaria". En 2018, Costa hizo campaña por Bolsonaro, sin mencionar directamente su nombre, pero repitiendo las mismas consignas que el actual presidente del país, y negando la gravedad de la pandemia. Bolsonaro, quien dijo que el coronavirus es una "gripecita", ha dado positivo por segunda vez y seguirá en cuarentena. 

Don Henrique Soares da Costa.
Don Henrique Soares da Costa.
Muere por coronavirus el obispo que dijo que la pandemia es un "signo de Dios"

Don Henrique Soares da Costa Murió murió el sábado 18 de julio, víctima de Covid-19. Tenía 57 años y era de Alagoas de Penedo. El religioso fue hospitalizado en el Memorial Hospital São José, en Recife, desde el 4 de julio . Fue nombrado en 2009, por el entonces Papa Benedicto XVI, como Obispo Auxiliar de la Arquidiócesis de Aracaju, en Sergipe. En el mismo año, fue ordenado obispo por la Arquidiócesis de Maceió. En 2014, comenzó a ejercer el obispado en la diócesis de Palmares, en Pernambuco, designado por el papa Francisco.

En el siguiente vídeo, publicado el 20 de marzo de este año, Don Henrique aseguraba que el coronavirus es "un signo de Dios" y que "la ciencia siempre es precaria".

Don Henrique también ha apoyado al actual presidente Jair Bolsonaro, en un vídeo donde no nombraba su nombre, pero ofrecía "pistas" como las siguientes para elegir candidato:

- Un cristiano, "nunca debe votar por aquellos que defienden valores contrarios a la fe: aborto, disolución de la familia, ideología de género, educación sexual aberrante en las escuelas, secularismo, etc."

- “La guerra contra el cristianismo es clara, pesada y metódica. No puedes jugar con eso. Hoy es nuestra mayor urgencia ".

- “En medio de la preparación para la Navidad del Señor, Netflix abofeteó a todos los cristianos en la cara; escupió en nuestra cara, burlándose de nuestra fe ", escribió en Facebook.

- "La libertad de expresión es una excusa cuando alguien se esconde detrás de este concepto para atacar lo que es sagrado, santo y precioso para los demás", dijo.

Fuente: Globo.com // diariodocentrodomundo.com

Comentarios