Hallan zarigüeyas pigmeas que se creían extintas tras los incendios de Australia

Estas minúsculas zarigüeyas se han convertido en todo un símbolo en Australia. Tras los terribles incendios del año pasado, el 90% del hábitat de este pequeño ser fue arrasado por las llamas, y ya se daba por extinto. Ahora han encontrado ejemplares a cientos de kilómetros, en la isla Canguro, en el sur de Australia.

La zarigüeya pigmea apenas mide 10 centímetros de longitud, incluyendo la cola. Foto: Kangaroo Island Land for Wildlife
La zarigüeya pigmea apenas mide 10 centímetros de longitud, incluyendo la cola. Foto: Kangaroo Island Land for Wildlife
Hallan zarigüeyas pigmeas que se creían extintas tras los incendios de Australia

La ONG de conservación de la vida silvestre Kangaroo Island Land for Wildlife descubrió estas zarigüeyas pigmeas en la isla Canguro. Con un peso de tan sólo 7 gramos y una longitud de unos 10 cm (incluida su cola), las zarigüeyas pigmeas suelen ser descritas como las más pequeñas del mundo. Además de la isla Canguro, se pueden encontrar principalmente en Tasmania, Australia del Sur y Victoria. Dado su diminuto tamaño, son difíciles de encontrar y estudiar; sin embargo, el grupo de Kangaroo Island Land for Wildlife tuvo una grata sorpresa al encontrarlas. La búsqueda fue parte de un gran esfuerzo de recuperación para investigar qué especies sobrevivieron después de los incendios forestales.

En realidad solo ha habido 113 registros formales de la especie [en la isla Canguro. Así que ciertamente no es muy común y, obviamente, los incendios forestales de verano quemaron gran parte del hábitat de la especie, pero ciertamente teníamos la esperanza de encontrarlos - Pat Hodgens, ecologista

Junto con las zarigüeyas pigmeas, se han encontrado más de 20 especies de fauna silvestre, incluyendo un ualabí de Tammar y un bandicut marrón meridional. Esta es una fantástica noticia para el futuro de cada especie, y ahora Kangaroo Island Land for Wildlife quiere hacer todo lo posible para protegerlas. Como los incendios destruyeron gran parte de su hábitat, los animales vulnerables necesitan toda la ayuda posible, ya que ahora están más expuestos a los depredadores. Hodgens explica: “Es muy importante porque es el último refugio para muchas de estas especies que realmente dependen de una vegetación muy antigua, extensa y sin quemar”.

Comentarios