Si los asaltantes del Capitolio fuesen españoles

Este sexto día de 2021 ya nos ha dejado claro que no va a ser tranquilo. El sistema económico y social que conocemos se tambalea, y en estas circunstancias el fascismo encuentra todos los elementos necesarios para crecer y extenderse como un virus. Para ejemplo evidente, lo sucedido hoy en la sede del Poder Legislativo de la primera potencia mundial y máximo exponente del sistema capitalista, asaltado por un grupo de individuos de extrema derecha durante horas, causando 4 muertes. Es el resultado de años de blanqueamiento del fascismo y de la pasividad de la sociedad ante su auge. En España vamos un poco por detrás, pero sin duda el camino es muy similar. 

Si los asaltantes del Capitolio fuesen españoles

Al igual que los manifestante pro-Trump asaltando el Capitolio, en España un grupo de extrema derecha rodeó el Congreso el año pasado y amenazó con "tener guerra" si no se cumplían sus exigencias. Eran policías de Jusapol, y el Gobierno cedió y les aumentó el sueldo un 20% para asegurarse su fidelidad. 

Las estrategias de la extrema derecha norteamericana, representadas por Donald Trump, se repiten en muchos otro lugares del mundo. Una de las claves es la propagación continua de bulos para crear un estado de posverdad a base de generar hostilidad declarada hacia la realidad verificable, repetición para hacer plausible lo ficticio y deseable lo criminal, pensamiento mágico-contradictorio y propaganda en nuevos medios (Timothy Snider, "Sobre la tiranía"). ¿Os suena de algo? Si en Estados Unidos por ejemplo Trump utilizaba a la Fox y programas como el de Jimmy Fellon, en España tenemos a los canales de AtresMedia y Mediaset para blanquear el fascismo, con programas como el de Pablo Motos:

capitolio7capitolio8

Comentarios