Eulixe

Abracadabra de un malhadado virus

  • Resulta que de las asignaturas educativas menos valoradas y con menos horas lectivas, consideradas “marías” como son Plástica, Música y Educación Física, ahora “abracadabra”  son como una  pócima mágica para mantener el equilibrio, la salud mental y física de nuestros hijos y no pocos adultos. 
  • El arte como herramienta al servicio de los seres humanos, juega un papel clave a la hora de construir un mundo más justo y solidario porque nos da la  posibilidad de conocernos mejor y descubrir aquello de lo que somos capaces, despertando en nosotros la posibilidad de cambiar las cosas.
"No me enseñes como a un pájaro enjaulado"
Mingos Teixeira. Tinta china s/papel academia.
Marzo 2020
"No me enseñes como a un pájaro enjaulado" Mingos Teixeira. Tinta china s/papel academia. Marzo 2020
Abracadabra de un malhadado virus

Artículo de Mingos Teixeira, educador y creador artístico

La pandemia que nos tiene temerosamente recluidos en nuestras casas, cambiará indudablemente el modo de relacionarnos con nuestros semejantes y, muy probablemente, con el entorno. Un microorganismo, invisible a simple vista,  nos manda un mensaje claro de reflexión. O hacemos un serio esfuerzo por corresponsabilizarnos con el  planeta y  con nuestros semejantes o las condiciones de vida futura serán mucho más difíciles para cada uno de nosotros y para quienes nos precedan. Parece evidente que cuando superemos este reto sanitario (centrarse en ello es lo prioritario)  ya casi nada volverá a ser lo mismo socialmente, y sería de necios dejar pasar por alto la oportunidad de replantearnos casi todo, pero sustancialmente cómo deberían ser en el futuro los pilares básicos de una sociedad: sanidad y educación.

Personalmente llevo cuarenta años dedicado a la educación artística, y sobre ese tema planteo una reflexión surgida a raíz de enclaustramiento casero necesario para intentar frenar al malhadado virus. Resulta que de las asignaturas educativas menos valoradas y con menos horas lectivas, consideradas “marías” como son Plástica, Música y Educación Física, ahora “abracadabra”  son como una  pócima mágica para mantener el equilibrio, la salud mental y física de nuestros hijos y no pocos adultos. Fomentar la creatividad, las manualidades, cantar, tocar y hacer algo de ejercicio mientras bailas entre las cuatro paredes de la vivienda, son las recomendaciones que hacen los expertos y, como no, son un idóneo recurso para unos padres que nunca tuvieron el imperativo de hacer de “profes” con sus propios vástagos. 

FindeEstudio16-15-mwte1r4ko4rw4uhbivzd48n44t1t0tl5ny1sja3qls

La necesidad de expresarse, crear, transmitir, comunicar o trascender,  es intrínseca al ser humano. Estas características son compartidas por actividades denominadas artísticas tales como la pintura, la escultura, el cine, el vídeo, la música, el baile, etc., labores donde la creación es el rasgo más importante. Cultivar seriamente la sensibilidad hacia ellas, desde la escuela, implicaría potenciar una mirada más amplia y rica socialmente porque a todos los seres humanos les ayudarían a abrir sus mentes a otras visiones de la vida y, sobre todo, a los educandos, les permitiría afrontar la vida futura desde una mente más divergente y fecunda en experiencias.  Además, son innumerables los estudios que relacionan estas actividades con el estímulo de nuestro cerebro, la mejora de  nuestra memoria y nuestra capacidad de introspección, al combinar nuestros procesos cognitivos y motores, e incluso de cómo el arte puede proteger contra el declive de ciertas funciones cerebrales relacionadas con la edad o mismo cómo herramienta de terapia, ya que puede ayudar “a expresar emociones que están enquistadas” y a entender mejor nuestros "propios fantasmas y miedos”.

Los muchos años de mi experiencia vital vieron pasar delante de mis cansados ojos innumerables reformas educativas pero ninguna se tomó en serio el tema que nos ocupa. Todas acabaron considerando que las horas en la escuela son unas y se distribuyen en función de lo que “es” prioritario, centrando el foco de atención  en el aprendizaje de las denominadas materias instrumentales, es decir lenguas y matemáticas. Nunca tomaron en consideración que todas las expresiones artísticas deberían contar con más presencia e incluso las recortaron hasta la más mínima expresión. Eso en cuanto a las reformas educativas precedentes pero “presiento” que la nueva en ciernes promovida por el nuevo ejecutivo, no tiene visos de ser distinta en este aspecto  porque cientos de docentes se ven en la necesidad de reclamar a la Ministra Celaá para que las enseñanzas artísticas tengan más peso en su reforma educativa y reivindican "el arte como uno de los pilares fundamentales de nuestras sociedades" y le pitan en los oídos para que tome en  consideración la necesaria importancia de la Educación Artística, Visual y Audiovisual "para conseguir una ley educativa plena, integral, responsable con las nuevas generaciones". Por ello reclaman tanto al Gobierno como a los partidos políticos que cuando llegue al Congreso la reforma educativa, bautizada como Ley Orgánica para la reforma de la Ley Orgánica de Educación (LOMLOE), "tomen conciencia de la repercusión positiva que tendría en el sistema educativo una mayor presencia de la educación artística, estética, visual y audiovisual".

Comic-Workshop-1-mwth57tl3vcyw6knnkhpam1w2pnqsp39zn1m9iu2r4

Muchas veces me han preguntado ¿para qué sirve el arte? y también si ¿Puede el arte cambiar el mundo? Son preguntas complejas que, como buen gallego, suelo contestar con una pregunta: ¿te has planteado alguna vez que el ser humano aprendió antes a pintar o modelar que a hablar o escribir? Pues por algo será. Efectivamente, el arte por sí solo no cambia el mundo, somos las personas las que podemos hacerlo. Sin embargo, el arte como herramienta al servicio de los seres humanos, juega un papel clave a la hora de construir un mundo más justo y solidario porque nos da la  posibilidad de conocernos mejor y descubrir aquello de lo que somos capaces, despertando en nosotros la posibilidad de cambiar las cosas. Por intangible que resulte en ocasiones, su capacidad de generar oportunidades es de lo más tangible.  ¿Puede el arte cambiar el mundo? Desde luego que sí, el arte al servicio de las personas y de los pueblos se convierte en una herramienta muy poderosa para lograr el cambio social y demostrar que un mundo mejor es posible, incluso cuando un puñetero coronavirus nos encierra durante semanas entre las cuatro minúsculas paredes de nuestras casas.

Mingos Teixeira 
Educador y creador artístico. 

Comentarios