EEUU

La ciudad de Baltimore, secuestrada por un grupo de hackers

La ciudad de Baltimore, secuestrada por un grupo de hackers

Así es. Toda una ciudad entera de EEUU ha sido secuestrada "digitalmente" por un grupo de hackers que piden 100.000€ en bitcoins para liberarla. Todo comenzó el 7 de mayo, cuando los ciudadanos de Baltimore comenzaron a ver el siguiente mensaje al abrir sus ordenadores:

Ransomware

Se trata de un tipo de virus informático denominado "Ransomware", un programa malicioso que encripta los archivos de arranque del ordenador, y que termina por bloquear el sistema. Un aviso en la pantalla te comunica que has sido infectado y cómo proceder para pagar un rescate. El ordenador queda completamente inutilizado, y las únicas opciones de recuperarlo son pagar el rescate o formatearlo (perdiendo así toda la información). El nombre de esta variante de ransomware resulta curiososo: RobinHood.

Esta es la situación en la que se encuentra toda la ciudad de Baltimore desde hace dos semanas, cuando se produjo el ataque. Desde entonces, la ciudad vive un apagón digital. Desde el consistorio de la ciudad se notificó al FBI y se desconectaron sistemas clave para evitar la propagación del virus, no sin antes eliminar el correo de voz, el correo electrónico, una base de datos de multas de estacionamiento y un sistema utilizado para pagar facturas de agua, impuestos a la propiedad y citaciones de vehículos.

La solución pasa por pagar el rescate, algo a lo que este mismo lunes el alcalde de la ciudad se negó en primera instancia, o trabajar para recuperar la situación sin ceder al chantaje, algo que podría llevar meses. 

"En este momento, digo que no... ¿Pero para hacer avanzar la ciudad? Podría pensarlo. Todavía no he tomado una decisión" - Bernard Young, alcalde de Maryland, sobre el pago del rescate a los hackers. 

Este no es el primer ataque de estas características que sucede en EEUU. A principios de abril, los funcionarios de Greenville, Carolina del Norte, descubrieron que ellos también fueron víctimas de un ataque de RobbinHood. La ciudad se negó a pagar el rescate, y el FBI sigue investigando el ataque.

Comentarios