"A los soldados de las Fuerzas Armadas": la carta de un cabo expulsado del Ejército por no callar

Las Fuerzas Armadas españolas tienen un grave problema interno. Cada vez son más las voces que denuncian el sectarismo imperante, la fuerte ideologización y afinidad con la extrema derecha, los abusos, agresiones e incluso casos de acoso de índole sexual. Y aquellos que denuncian la existencia de estas injusticias, en vez de ser reconocida su valentía y honestidad, son perseguidos, calumniados, expulsados de sus trabajos, incluso encarcelados y represaliados. Ya os contamos varios casos en anteriores posts. Ahora os dejamos con la carta abierta del cabo del Ejército de tierra Jenner López Escudero, presidente de la asociación #45SinDespidos, y que siempre ha mostrado una postura muy crítica con el Ejército. Según asegura, ha sido expulsado de las Fuerzas Armadas precisamente por no callarse, con la excusa de no acudir a un reconocimiento médico que, como asegura, se le comunicó cuando ya había pasado la fecha de convocatoria.

"A los soldados de las Fuerzas Armadas": la carta de un cabo expulsado del Ejército por no callar

Tras 24 años de servicio, medalla al mérito militar, misión internacional, vigilancia de vías tras el atentado del 11M, limpieza de chapapote, 4 años de vigilancia de frontera en Ceuta, ni un solo arresto en toda mi carrera militar, hasta que tomé la decisión de no callar.

Han sido 3 años intensos de lucha encarnizada contra un sistema opaco y chapado a la antigua. La defensa de los derechos laborales dentro de las Fuerzas Armadas es dura, pero no por los viajes, las reuniones, los expedientes o la continua sensación de que no avanzas. No se si se ha avanzado en algo, ni siquiera se si puedo decir que he tenido algo que ver, lo que si puedo decir es que he conocido las entrañas de los miembros de las Fuerzas Armadas durante estos tres últimos años que en los 21 restantes de servicio.

Algunos dirán que el Ministerio de Defensa gana una batalla quitándome de en medio, yo pienso que no, pienso que han perdido, queda demostrado que eliminar a quien alza la voz muestra que su intención plena es la de seguir haciendo y deshaciendo a su antojo y que nadie se entere de puertas para afuera.

Lo hicieron con el Teniente Seguralo hicieron con el Cabo Santos, y ahora me ha tocado a mí, pero no hablemos de mí, yo no dejo de ser un mero espectador más, solo hablare de mis vivencias en esta andadura intentando darle un toque de democracia a las Fuerzas Armadas.

Se que sois más los demócratas que los ultras, pero desde fuera se oye mucho a los ultras, solo hay que fijarse en el largo listado de firmantes militares de un manifiesto en contra de la exhumación de Franco y la corta lista de los que hemos firmado en contra de estos nostálgicos

Vosotros, a quien me dirijo, sois los defensores del estado de derecho, los defensores de la democracia, los defensores de que los ciudadanos de España se sientan seguros, y para eso tenéis que tener claros una serie de valores. España no es la idea de unos pocos, no es una Comunidad Autónoma, no es una bandera, no es solo ese trozo de tierra presentado en un mapa, es el conjunto de todos los ciudadanos, los que hablan castellano, los que hablan galego, los que hablan bable, los que hablan euskera, los que cobran 3000 euros al mes, pero también los que no cobran porque no encuentran trabajo, los que han nacido aquí, pero también los que han huido de países en guerra y han encontrado en nosotros sus nuevos compatriotas, los que viven en la Calle Serrano, pero también los que viven en Vallecas, en definitiva, a todos.

Ese “todos” está representado por una democracia plena y consolidada, nadie puede romperla, la democracia comienza en las urnas, y vosotros tenéis el deber de defenderla sin cuestionarla en momento alguno.

Ahora os veo desde fuera, desde el ámbito civil, y no quiero seguir escuchando que las Fuerzas Armadas son un nido de fachas, para combatir esa idea sois los soldados demócratas los que tenéis que alzar la voz, los que tenéis que señalar hasta silenciar aquellos ultras que se piensan que defender España es lo que le dicta un tío a caballo.

Lo que yo pensaba del “salva patrias” ya lo conté anteriormente, así que ahora me centrare en daros una serie de pautas para combatir el discurso del odio, la verdad esta ahí, solo hay que buscarla.

La democracia corre peligro cuando cargos públicos hacen llamamiento a las FFCCSE y a las Fuerzas Armadas para tomar el control del Gobierno, esta barbaridad dicha por Rocío de Meer puede sonar descabellada, pero seguramente os lo toméis mas en serio si os digo que el padre, ya fallecido, de la diputada por Vox fue Coronel de Caballería, y que sin tener especial relevancia el 23 de Febrero de 1981, fecha en la que el Teniente Coronel Tejero hiciera el intento fallido de un Golpe de Estado en plena democracia, se desplazara a su unidad, Estado Mayor  de la División de Caballería Pavía N.º 4 a esperar ordenes, fue abogado de los golpistas del 23F, y fue miembro de la Fundación, esperemos que pronto ilegalizada, Francisco Franco, creo que con estos datos podemos deducir que aunque nadie es responsable de los actos de sus padres, algo puede hacernos sospechar que muy amantes de la democracia no creo que sea esta señora.

Os vendrán con el cuento del “tiro en la nuca”, de los herederos de ETA, y de toda esa retahíla que tienen todo el día en la boca esos que se hacen llamar constitucionalistas, pues tirando un poco de hemeroteca solo hay que ver como estando Ortega Lara prisionero, era José María Aznar quien pactaba con ETA el acercamiento a Euskadi a presos de la banda armada, por aquel entonces, Santiago Abascal se embolsaba del Partido Popular suculentos sueldos, no parecía importarle mucho lo de pactar con terroristas mientras se lo llevaba calentito por no hacer nada en un chiringuito de esos que tanto critica montado expresamente para el por Esperanza Aguirre. Javier Maroto, diputado del Partido Popular ha reconocido varias veces haber pactado con Bildu, diciendo que es necesario hacerlo, de eso trata la política y la democracia. Pero si os dicen que son cosas del pasado también podéis recordarles que el actual numero 1 por Vox en Bizkaia fue socialista y pactó con Bildu la ley de vivienda, como veis lo del discursito de pactar con terroristas lo ladran con odio, pero lo gastan con gusto.

Macarena Olona, otra que tal baila, hija de un fugado a Andorra y posteriormente extraditado, con sociedades en Panamá y compañero de fatigas de Pujol Ferrusola, todo muy patriota.

En un despacho del Congreso de los Diputados, las palabras de Jon Inarritu fueron “es obvio que soy nacionalista vasco, independentista y republicano, pero hasta que ese día llegue mi deber es a todos los españoles, jamás podría imaginarme que un Cabo del Ejercito de Tierra se fuese a sentar aquí conmigo, en todo lo que pueda ayudarte para los derechos laborales de tus compañeros aquí me tienes”, si, un diputado de Bildu me demostró que en sus palabras había mas democracia y sinceridad que en mil mítines patriotas. No puedo decir lo mismo de Rubén Manso cuando todavía Vox no tenia sede, en un despacho de un piso alquilado hizo el intento de que yo cambiase el manifiesto de la Asociación 45 Sin Despidos, me pidió que eliminase nuestro deseo de legalizar la sindicalización en las Fuerzas Armadas, obviamente no se hizo, ¿no suena raro que se acerquen tanto a sindicatos cuando están en contra de la sindicalización tal y como expresan en su mediocre programa electoral? Claro que están en contra, solo se acercan en busca del voto colectivo, los obreros les importamos una mierda, de hecho, Espinosa de los Monteros fue condenado en firme por no pagar a los que hiciesen la reforma de su lujosa vivienda.

Se que sois más los demócratas que los ultras, pero desde fuera se oye mucho a los ultras, solo hay que fijarse en el largo listado de firmantes militares de un manifiesto en contra de la exhumación de Franco y la corta lista de los que hemos firmado en contra de estos nostálgicos.

Ojo, no os pido que lo firméis, o si lo hacéis hacerlo con cabeza y que no os puedan coger, entre mis múltiples expedientes no figura el haber firmado el manifiesto antifranquista, cosa posiblemente de la que mas orgulloso me siento en toda mi carrera militar, pero a mi amigo Santos si le expedientaron por ello, de ahí que si lo hacéis que no se os vaya la olla y decir lo justo para que no puedan empuraros. Pero lo que si os pido es que alcéis la voz, que silenciéis a los ensucian nuestro uniforme con sus discursos racistas, homófobos y dictatoriales, que os sintáis orgullosos de vestir el uniforme y defenderlo desde la democracia, que la sociedad os vea y no vea a los ignorantes que se han dejado llevar por quien no quiere ni a España ni al conjunto de los españoles.

A vosotras, habéis sufrido las más duras críticas, de vuestros propios compañeros, habéis sufridos acoso y violaciones, no dudéis en comenzar una lucha feminista encarnizada dentro de las Fuerzas Armadas, abrazaros al feminismo, asistir a las asambleas organizadas por feministas y decir bien alto que sois Soldados y Marineros, será un honor ver algún día el 8M una pancarta de militares feministas.

La amplia mayoría de la sociedad reclama unas Fuerzas Armadas demócratas, pide a gritos que los servidores de la patria, vosotros, defendáis la democracia, pero no en el sentido literal y con las armas, esperemos que nunca sea necesario, que lo hagáis diciendo “aquí estamos los soldados demócratas y no queremos que uséis nuestro nombre para vuestras charangas fascistas”, silenciar a vuestros compañeros ultras con la verdad, con la razón, cuando ese momento llegue, nadie podrá hablar mal de las Fuerzas Armadas por culpa de 4 becerros, cuando ese momento llegue vuestros jefes que os tienen cogida la medida con su discurso del miedo no podrán con vosotros, cuando ese momento llegue la sociedad, y yo el primero, defenderemos los derechos laborales de los soldados a capa y espada.


Jenner Lopez Escudero | Presidente de la Asociacion Militar Plataforma #45SinDespidos - Carta publicada en Nueva Tribuna

Comentarios